ENTRE GUERRAS Y CRUCES: LA RELIGIÓN Y EL CINE EN EUROPA DEL ESTE

La religión ha marcado su presencia en el cine desde momentos muy tempranos. Podemos encontrar las primeras imágenes en movimiento de pasajes de la vida de Jesús desde el año 1898, filmadas por los propios padres del cine, los hermanos Lumière en La Passion. Así como los Lumière, muchos realizadores, a lo largo de la historia, llevaron a la pantalla grandes momentos bíblicos y de la vida de algunos santos. Más adelante, por diversos motivos, ya sean sociales o políticos, aparecieron más películas en las que se empezaron a contar historias ficcionales basadas en la vida religiosa, en las que se celebra la vida de aquellos que sigan las normas eclesiásticas. Finalmente, en la segunda mitad del Siglo XX, gracias a la liberación de la opinión que sucedió a la separación de los gobiernos de estado con la Iglesia, se han podido desarrollar diversas películas en las que se muestra una mirada mucho más negativa sobre la imagen de la religión, destapando diversos abusos realizados a través de la historia.


Este panorama general muestra una visión global de cómo se ha explorado la religión en el cine, sobre todo el catolicismo. En el caso de Europa del Este, la fe religiosa está principalmente ligada a la Iglesia Ortodoxa y al islamismo. La mayoría de estos países mantienen una fuerte conexión religiosa, como Ucrania, país Sede de la Iglesia Ortodoxa, sin embargo, nunca ha existido una corriente de cintas religiosas. Es más común encontrar cintas rusas de biografías de personajes ortodoxos, pero como casos aislados, nunca como un movimiento cinematográfico como el que vivió España durante el régimen franquista. Cabe señalar que, a través de los años, en Europa oriental se han dado muchas miradas sobre la religión en el cine, pero no como tema central, sino muchas veces marcando presencia a través de los imaginarios religiosos, como crucifijos, templos, etc. A continuación, daremos una mirada hacia diversas películas resaltantes dentro de Europa del Este donde se trata el tema de la religiosidad.


Empezamos por mencionar los dramas históricos en los que la religión se ha examinado a fondo. Aquí encontramos películas como The Priestess (2007, Vigen Chaldranyan), de Armenia, película basada en la historia de la cristianización de este país en el Siglo IV. Esta cinta cuenta una historia sumamente importante para el país, pues hay que tener presente que Armenia no tiene libertad religiosa, es decir es un país de estado confesional y cuenta con la Iglesia Nacional Ortodoxa más antigua del mundo.



Otro ejemplo bastante peculiar es Song of the Miraculous Hind (2002, Marcell Jankovics), una cinta animada que habla de la formulación completa del pueblo húngaro. Este curioso repaso de la historia, formula la existencia de Hungría desde la creación del primer hombre, basado en los mitos nativos húngaros, hasta la actualidad. Un momento clave en el desarrollo de la película es la llegada de la cristiandad al país. Es comprensible un desarrollo como el de esta cinta, ya que existen movimientos muy fuertes de la conocida Fe Nativa Húngara. Esta secta religiosa, llamada también el neo paganismo, llegó luego de la disolución de la Unión Soviética, convirtiéndose en una llamada al reencuentro con el origen etno-genético del pueblo húngaro, una ideología bastante similar a la que vemos en la cinta.



En el caso de Rusia, una de las más destacables películas que narran la vida de los religiosos ortodoxos es <